5 motivos para comer frutas deshidratadas

By 9 noviembre, 2020Mejor Comparo

Las frutas deshidratadas se han convertido en las favoritas de muchos por varias razones, entre estas por sus beneficios para la salud: desde cardíacas hasta la salud de la piel. Además, las preferimos por ser muy prácticas al momento de consumirlas: podrías llevar frutas deshidratadas en tu bolso para comerlas como snack. En esta oportunidad revisaremos su beneficios, así que partamos por conocer cuáles son las frutas secas:

¿Qué es una fruta deshidratada?

Antes que nada es importante que aprendas a reconocer una fruta seca o deshidratada. Sí, cuando escuches “deshidratada” y “seca” se está hablando de lo mismo. Entonces, ¿qué es exactamente una fruta deshidratada? Pues es la fruta tal cual la conoces pero luego de pasar por un proceso de secado. Las frutas están compuestas por mucha agua y esta se elimina casi en su totalidad. ¿Eso es bueno o malo?

Pues, comer la fruta en su estado de maduración ideal es riquísimo y necesario para tu salud. Sin embargo, si también consumes frutas deshidratadas estarás asegurándote de obtener muchos nutrientes. De hecho, las frutas deshidratadas tienen concentrados todos los nutrientes de las frutas frescas. Mientras menos agua, más potentes son los nutrientes.

Otro dato importante y que causa un poco de confusión es: las frutas deshidratadas o secas no son frutos secos (nueces, avellanas, almendras, etc). Solo ten presente la palabra “fruta” y no “fruto”  al momento de buscarlas en el mercado. Ahora sí, comencemos a revisar cuáles son los beneficios de las frutas deshidratadas para la salud.

5 beneficios de la fruta deshidratada para la salud

Existen un montón de frutas que pueden pasar por el proceso de secado. El sabor que se obtiene es casi el mismo del que probamos con la fruta seca. Lo mejor de todo es que estas conservan muchas propiedades que podrán mejorar tu salud dependiendo de tus necesidades. ¡Revisemos algunas propiedades!

1. Ofrecen todos los nutrientes concentrados

Unas de las razones más importantes por las que las frutas secas son increíbles es por cómo concentran todos los nutrientes. Te comentábamos antes que las frutas frescas están repletas de agua y cuando se deshidratan cada uno de los nutrientes se conservan pero de forma concentrada. Es decir: cada vitamina y mineral.

Ante esto, la naranja deshidratada se posa como protagonista, ya que ayuda y permite que los nutrientes sean absorbidos de forma rápida: fósforo, hierro, calcio y vitamina C. En general, cada vez que comas frutas deshidratadas sabrás que no están renunciando a los nutrientes de la fresca sino que estarás consumiéndolos al doble. Esto no es excusa, por supuesto, para descartar a las frescas: ambas son indispensables para nuestra salud.

2. Son altas en fibra

El estreñimiento es una situación súper incómoda, una que reduce la calidad de vida y que además produce dolor. Pues, existen muchas frutas secas que aportan fibra: elemental para aliviar el tracto intestinal. Por ejemplo,  el delicioso plátano o cambur deshidratado. Son dulces, están llenos de fibra y te llenarán de energía; algo sobre lo que hablaremos pronto.

Por ahora, queremos ayudarte a que soluciones problemas de estreñimiento. Cada fruta deshidratada y ricas en fibra no solo mejorarán el tránsito intestinal, sino que mantendrán tu colesterol al nivel que debería estar, ayuda al colon y es ideal para personas con diabetes ya que reducen la glucosa: manzanas, mandarinas, ciruelas e higos secos.

3. Son una fuente de energía

Las frutas secas son una excelente opción para sustituir el café, el té negro o cualquier bebida energizante. Sin duda, son las más saludables: el plátano es un potente relajante muscular y energizante, perfecto para iniciar la mañana. También las ciruelas secas y las  pasas te llenarán de energía. Llevarlas en tu bolso, como un snack, será suficiente.

Aquí viene lo más importante: no se trata de comerte un tarro de pasas durante el día. Debes cuidar las porciones o si no los resultados no serían agradables. De hecho, comer frutas secas en exceso, podría provocar que te duela el estómago u ocasionar náuseas. Sin duda, no deberías sustituir todos los alimentos de tu dieta por frutas secas. Estas son un complemento. Ante esto, podrías consultar con algún nutricionista que estudiará tu caso.

4. Antioxidantes extraordinarias

Cada día nuestro cuerpo se llena de toxinas y estas provienen directamente de los alimentos que consumimos. Las frutas secas son excelentes para aliviar esa saturación de toxinas, ayudando así a nuestro organismo. Entre las mejores encontraremos: el albaricoque o el melocotón deshidratado (que suele llamarse “orejones” en el mercado).

Otras de las frutas secas que te ayudarán a desintoxicar tu organismo son: los arándanos y las ciruelas deshidratadas. Esto se debe a que son ricas en químicos vegetales como carotenoides y polifenoles. Pero, sin duda, el albaricoque se gana el primer lugar como fruta deshidratada detox y además antiinflamatoria. Así que te aconsejamos tenerlo siempre en tu alacena. Uno o tres al día te ayudará un montón.

5. Previenen algunas patologías

Enfermedades cardiovasculares, osteoporosis, colesterol alto, sistema nervioso, gripe y hasta cáncer; algunas enfermedades pueden ser prevenidas o aliviadas con el consumo de frutas secas. Siendo más puntuales: los higos secos podrían prevenir el riesgo a sufrir enfermedades cardiovasculares, ya que eliminan el sodio de nuestro organismo por medio de la orina.

Ahora, dedicándonos a las personas que padecen diabetes, estas no deben temer al momento de consumir frutas secas (con moderación y recetadas por un médico) ya que estas tienen azúcares naturales, y por esto la sangre no las asimila tan rápido. Les recordamos que las frutas secas deben consumirse de forma moderada. ¡Ahora a probar cada una de estas hasta encontrar tus favoritas!

Finalmente, sobre el lamentable cáncer, existen estudios donde se explica que el consumo de frutas es preventivo: sobre todo para el cáncer de colon, de estómago y de esófago. La piña deshidratada, por ejemplo, es una de las frutas secas con más propiedades: no solo previene el cáncer, sino también las enfermedades cardíacas.

En general, las frutas deshidratadas previene enfermedades relacionadas al sistema nervioso, cardiovascular, cáncer, digestivas, entre  muchas más. Te animamos a que las incluyas en tu dieta diaria. Lo principal es que te gusten y que al mismo tiempo te ayuden a llevar una vida más saludable.

Leave a Reply

14 − 8 =