¡Logra una mejor salud con tres cambios positivos!

By 25 abril, 2019 Mejor Comparo

 Hoy día representa un verdadero desafío determinar qué cosas tienen mayor repercusión positiva en nuestra salud.

Los medios publicitarios han inundado el mercado con información sobre dietas, ejercicios, suplementos alimenticios y muchísimos otros asuntos relacionados con la salud, pero lamentablemente gran parte de esa información es contradictoria y no garantiza verdaderas mejoras.

En vista de esto, no parece prudente adoptar cuanta moda aparezca en el campo de la salud.  Independientemente del estilo de vida saludable que deseemos llevar, lo mejor será que se rija por tres normas básicas: Una alimentación sana, ejercicio moderado y evitar el consumo de sustancias nocivas o adictivas.

Veamos con mayor detenimiento estos tres cambios positivos:  

Una alimentación sana

Es aconsejable ingerir una amplia variedad de alimentos, como principal fuente de calorías se pueden incluir los cereales integrales, las legumbres, las verduras y las frutas.

Es importante comer con moderación, no es solo lo que comemos, sino también cuánto comemos, lo que incide en nuestra salud.

Consumir regularmente más calorías de las que el cuerpo puede quemar puede conducir a distintos problemas de salud como:

  1. Obesidad.
  2. Debilitamiento del organismo.
  3. Aumento de la posibilidad de sufrir enfermedades cardíacas, pues se somete el   corazón a mayo esfuerzo.
  4. La diabetes.
  5. Artritis reumatoidea.

 

En los últimos años se les ha dado suma atención a los alimentos grasos pues una dieta rica en grasas saturadas puede aumentar el riesgo de enfermedad cardíacas y ciertos tipos de cáncer, sin embargo, esto no significan que deban eliminarse por completo todas las grasas, la clave esta en comer porciones pequeñas y limitar las más dañinas.

Hay que reconocer que modificar los hábitos alimentarios no es fácil. De hecho, algunos quizás piensen que no vale la pena vivir si tienen que privarse continuamente de sus alimentos preferidos. Pero en vez de adoptar esa actitud es mejor buscar el equilibrio.

Un método que puede ser útil es eliminar los alimentos perjudiciales de manera progresiva con el fin de disminuir el impacto que produce el cambio de régimen alimenticio. Por ejemplo, equilibrar la dieta a lo largo de una semana en vez de hacerlo en un solo día.  Disminuyendo progresivamente el consumo de carne roja, mantequilla, queso, helados y otros alimentos grasosos.

Ejercicio moderado.

Un estilo de vida sano incluye un programa regular de ejercicios. Lamentablemente, muchos hoy ni siquiera realizan una actividad física moderada.

No hace falta hacer una cantidad de ejercicios extenuantes para estar en forma. De hecho, quemando una pequeña cantidad de calorías diarias puede reducir el riesgo de enfermedad cardíaca, hipertensión, cáncer y diabetes.

Es importante escoger un tipo de ejercicio que le guste practicar, pues de otro modo no lo incorporará a su forma de vida, si bien la clave está, no tanto en el tipo de ejercicio, sino en la frecuencia con que lo haga. 

Algunas actividades que se pueden incluir son:  

  1. Nadar.
  2. Caminar rápido.
  3. Montar en bicicleta.
  4. Subir escaleras.
  5. Limpiar el jardín.

No hay que ir a un gimnasio para preservar la salud. Sin embargo, es importante consultar al médico si se tiene alguna condición física antes de iniciar un programa de ejercicios.

Evitar el consumo de sustancias nocivas y adictivas.

     El cigarrillo, las drogas y el exceso de alcohol incrementan los riesgos de padecer cáncer y enfermedad cardíacas, úlceras gástricas, bronquitis crónica e hipertensión. También, se ven afectados los sentidos del gusto y el olfato.

Es obvio que dejar estos hábitos constituye una de las medidas sanitarias preventivas más importantes que se pueden tomar.

 

  Aunque todos quisiéramos tener una salud completamente perfecta sabemos que no es tarea fácil. Es cierto que al hacer estos tres cambios en la vida diaria la salud mejorara significativamente, sin embargo, por más medidas que tomemos para prevenir enfermarnos algunas se escapan de nuestras manos.

 En esos momentos es indispensable contar con los medicamentos y artículos de cuidado personal adecuadas para cada ocasión.

  En la actualidad es mucho más fácil y rápido adquirir todo lo que necesitamos para el cuidado de la salud desde nuestros dispositivos electrónicos, sin siquiera salir de casa.

Al final te dejamos un link donde podrás ver un comparativo entre las mejores y más confiables farmacias online. https://mejorcomparo.com/farmacia-online/

Leave a Reply